sábado, 2 de agosto de 2014

Tratamientos de fertilidad y vida laboral

Como ya he comentado en alguna entrada anterior, cuando realizamos nuestro primer tratamiento de fertilidad por ICSI (Marzo - Abril 2014), yo estaba trabajando en 2 sitios: en una empresa social en la que llevo ya muchos años (por las mañanas de 08:00 a 15:30 horas) y en un centro de atención a personas mayores (por las tardes de 16:30 a 19:30 horas, que siempre, por unas cosas o por otras, se me hacían las 20:30...).

Como ya bien sabréis, un tratamiento de fertilidad por FIV / ICSI implica una auténtica gymkana de citas médicas (con ginecólogos, anestesista, médico de cabecera,...), analíticas, pruebas, controles ecográficos día sí día no una vez empieza la estimulación ovárica para comprobar el desarrollo folicular, la punción ovárica, la transferencia embrionaria,...y, al menos por la Seguridad Social, todo esto se realiza en horario de mañanas. Por tanto, sí o sí interfiere en tu vida laboral.

No quise compartir el verdadero motivo de mis permisos de ausencia con mi jefe, pues es una persona poco discreta y temía que si se lo decía terminarían sabiéndolo compañeros que no me apetecía que tuvieran esa información. Además, meses antes me pidió medio en broma medio en serio que por favor yo no me quedara embarazada de momento. Sin embargo, dentro de mis compañeros de trabajo, con el paso de los años, he tenido la suerte de hacer grandes amigos y éstos si que estaban al corriente del tratamiento. Fueron quienes, llegado el momento, me echaron un cable.

A veces, cuando rememoro aquellas semanas, pienso: "Dios mío, qué mal estoy". Una de las muchas cosas buenas que tiene mi trabajo de las mañanas es que tengo cierta libertad para organizarme mis tareas y algunas de ellas son en diferentes ubicaciones y no tengo a nadie que me controle en ese sentido. Lo que hacía era intentar hacer coincidir mis citas en el hospital con el inicio de mi jornada en una de esas ubicaciones externas y si me retrasaba un poco en llegar al despacho siempre podía decir que había encontrado atasco o que me había entretenido más de la cuenta...La mayoría de las veces, aunque le decía a mi jefe que tenía que ir a hacerme unas pruebas al hospital, no le decía a lo que iba en concreto, pero después de unas semanas así, obviamente, estaba con la mosca detrás de la oreja.

Absolutamente siempre le llevaba justificante de mi cita en el hospital, ya fuera por analíticas, pruebas, ecografías,... En el hospital rogué que en los justificantes no usaran el sello de la Unidad de Reproducción Asistida (les expliqué el motivo) y ponían el genérico de Ginecología y Obstetricia. Lo entendieron perfectamente, es más, si la paciente lo pide, están obligados a hacerlo así. Así que si a alguna de vosotras no le apetece comentar nada en concreto en el trabajo, esto es de gran ayuda. Por ejemplo,en la punción ovárica pusieron: "Intervención ginecológica con sedación general. Se recomienda a la paciente 2 días de reposo".
Pero, en mi caso, llegó un día en el que mi jefe me llamó a su despacho y la conversación fue más o menos ésta:
Jefe: "Inés...no sé muy bien qué es lo que te está pasando...solamente quiero saber si estás bien, nada más. Tantas visitas al hospital en las últimas semanas me tienen preocupado".
Yo: "Lo siento, sé que estoy faltando demasiado...".
Jefe: "¿Es por eso que te tuviste que quitar hace unos meses?". Se refería a los miomas (eso sí que se lo conté) y ahí vi el cielo abierto y le dije:
Yo: "Bueno si, en parte. Me están haciendo unas pruebas para asegurarse de que está todo bien...".
Jefe: "Yo no entiendo mucho de esas cosas pero haz todo lo que te digan los médicos que eres muy joven...".
Y ahí terminó nuestra conversación. Todavía me siento mal. No me gusta nada hacer este tipo de cosas pero no quería ni quiero a día de hoy tampoco contarle nada. No me importaría que él lo supiera pero si tuviera la certeza de que no iba a trascender más pero como no es así, ya véis, imaginación al poder...
Por favor, que alguna cuente su experiencia. Espero no ser la única que por esto ha soltado alguna trolilla...

17 comentarios:

  1. Yo también mentí al principio. En mi trabajo tengo dos jefes y varias compañeras, y sólo le conté que empezaba un tratamiento de fertilidad a la jefa mas cercana, la que compartía el dia a dia de mi vida laboral. Le pedí que no lo contara a nadie, primero porque era algo personal y mio, y segundo porque entonces hubiera corrido como la polvora, como sé que ha pasado cuando decidí liberarme y contar que estaba inmersa en tratamientos.

    Mi excusa fue muy parecida, que me habían encontrado un bultito y queria verlo, y como mi primera transferencia la pasé por completo en reposo hasta el dia de la beta, argumenté que me lo quitaron y por eso era mi baja.

    Luego ya, claro, a ver como ocultas seis ciclos completos y otros 4 cancelados por distintos motivos! :P Asi que creo recordar que al tercero decidí contarlo para quedarme yo más tranquila y poder contar con el apoyo de las compañeras, ilusa de mi claro.

    Un besos!!

    ResponderEliminar
  2. Ines, Inesita, Ines4 de agosto de 2014, 1:26

    Hola A través de la luna! Muchas gracias por contar tu historia. Me consuela saber que hay más chicas que, al menos al principio, por proteger su intimidad, sueltan alguna mentirijilla piadosa Jajaja

    Lo que comentas me hace reflexionar. Si esto se alarga demasiado en el tiempo y tengo que hacer varios tratamientos más, posiblemente no me quede otra que terminar contándoselo...aunque me han dicho que en Ovo no tenemos que pasar por tanto control ecografico ni citas...no sé...ya os contaré...

    Un abrazo muy muy fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como te han dicho, por ovo es todo muchísimo mas facil, y si te hacen la transferencia en ciclo tuyo natural, con óvulos congelados como a mi esta última vez, prácticamente cuando te vienes a dar cuenta ya estas en plena transfe. Apenas un par de revisiones ginecologicas, asi que es fácil de "llevar" ;)

      Eliminar
  3. Ines, Inesita, Ines4 de agosto de 2014, 7:27

    Pues si no me equivoco, por lo poquito que sé por ahora, van a sincronizar mi ciclo y el de la donante para hacerlo todo en "fresco" (madre mía, como suena...). Si con un poco de suerte conseguimos varios embriones buenos, si que congelan para futuros intentos (en caso de que no fuera bien) o por si nos animamos pasado un tiempo en ir a por el hermanito o la hermanita...en fin...ya os iré contando con todo lujo de detalles :)!

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  4. Ines, yo también mentía como una bellaca. En la primera clínica que me pillaba a 100 km. intentaba que coincidiera la cita con las tardes que no trabajo. Pero no siempre era posible. Encima soy de esas personas que muriéndome y todo voy a trabajar y que no pido permiso para faltar a no ser que sea absolutamente imprescindible. No quería compartir lo que estaba pasando, así que a veces en los tratamientos me pedía algunos días de vacaciones. Hacía mil y una maniobras.
    Me acuerdo de un día que me hice la beta y llegué al trabajo 45 minutos tarde y dije que me había dormido. Se quedaron todos pasmados porque es que eso es rarísimo en mí.
    Por otro lado te cuento que si te van a hacer el ciclo natural, a mí también me lo hicieron así, y es todo muy leve y llevadero. te ven un par de veces para ver como va tu ciclo y en el momento exacto transferencia y punto. Y sin llenarnos de medicación.
    A mí fue lo que me resultó, de ahí vino mi angelote, no te digo más.
    Y siete embriones que nos están esperando congeladitos para darle un hermano (o más) a mi angelote.
    Por favor cuenta como te va, aquí estaremos para apoyarte y darte ánimos.
    Un abrazo gordo

    ResponderEliminar
  5. Hola Valeska! Mil gracias por contar tu experiencia. Nos parecemos bastante. Yo también voy a trabajar enferma y nunca llego tarde, así que imagínate... Por eso mi jefe se percató de que algo pasaba...

    Ahora ya estoy pensando a ver qué me invento para el próximo tratamiento... Aunque hay algo que juega a mi favor y es que la clínica está muy cerquita de mi trabajo, a unos 20 minutos. Aunque, como tu dices, con la Ovo las citas serán menos...

    Tengo taaaaaaantasssss ganas de que llegue Octubre... Os contaré todo con lujo de detalles. Ojalá yo tenga en breve otro angelote como tú!

    Un besazo!

    ResponderEliminar
  6. Es lo más normal, el no querer decir lo que nos pasa y encima sabiendo que. O son gente discreta... En mi caso , coincidía con cursos que hacía y a veces de ia que me iban a quitar un quiste o cosas así, aunque en alguna ocasión si tuve que contar la verdad porque me coincidían con exámenes y me sorprendió la reacción de la profe que fue muy muy empatica.

    Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Inés, Inesita, Ines11 de agosto de 2014, 7:10

      Hola Merimeri!!!! Qué alegría leerte de nuevo por aquí. La verdad es que después de leer vuestras historias creo que casi todas hacemos lo mismo jajajajajaja. ´

      Yo, aunque ha habido veces que me he visto tentada de contárselo a mi jefe, nunca he llegado a hacerlo y espero no tener que terminar haciéndolo...porque de discreto no tiene mucho...

      Qué suerte tuviste con esa profe!

      Un besazo!

      Eliminar
  7. Hola guapa!
    En mi caso yo nunca quise contarlo tampoco, ya que me parecía algo demasiado íntimo. También hacía mil y una maniobras para poder acudir a los controles foliculares intentando que no coincidiera con horas de trabajo..... un rollo, porque no hacía más que aumentar el nivel de stress que ya de por sí tienen los tratamientos.
    Al final, tuve que contarlo, ya que no me quedó más remedio. La empresa tiene otra sede en el extranjero y no paraban de querer mandarme allí algunas semanas, y siempre coincidiendo con los tratamientos, un desastre.
    Así que, como te he dicho, tuve que contarlo. El resultado? Desastroso. Al cabo de unas semanas me despidieron. Mi jefe me dijo que yo tenía que estar en casa tranquilita, relajada y mirando la tele. Además, por si eso fuera poco, hicieron correr la noticia como la pólvora por la empresa, no sé si en un intento de justificar sus acciones..... en fin, que de esto hace ya 5 meses pero todavía estoy intentando asimilarlo, porque me ha dolido muchísimo. Es una cosa de la que yo era consciente y que sabía que podía pasar, ya lo tuvimos en cuenta cuando decidimos empezar con el tratamiento, pero nunca me imaginé que hubiera llegado a ser tan humillante.....sólo te diré que todavía tengo pesadillas con el trabajo por las noches.
    Pero parece que tú llevas tiempo en tu trabajo y que te van a entender perfectamente. Además es lo que comentas, seguro que con la ovo tienes que realizar muchos menos controles y en ese sentido puedes andar más tranquila.....algo bueno tenía que tener!!! ;)
    Muchos besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Paula, me has dejado de piedra. No me puedo creer que en pleno siglo XXI pasen estas cosas. Faltar al puesto de trabajo durante el tiempo indispensable por recibir un tratamiento médico es un derecho reconocido por ley. Te lo digo con conocimiento de causa que, entre otras cosas, en mi trabajo, me ocupo de temas de recursos humanos (yo no he querido contarlo porque en mi empresa hay cada uno...que no me da la gana que lo sepan). Me entristece mucho tu historia corazón y que aún tengas pesadillas más. Joder...

      El trabajo está fatal en nuestro país pero te puedo asegurar que algo mucho mejor que eso te está esperando.

      Cuánto lo siento de verdad.

      Un abrazo enorme lleno de todo el cariño del mundo!!!!

      Eliminar
  8. Hola Ines,

    Escribo a este post porque hoy me dieron la noticia de que tengo que ir directa a fiv. Pufff ha sido un jarro de agua fria.Siempre lo tuve en mente,y como ya te comente en otro post.,estaba dispuesta a todo.Ayer fuimos a reproduccion para que mi marido se hiciera otro espermiograma,pero esta vez era con recuento.Ahi es donde ya se refleja el problema.Tiene un recuento bastante bajo y directamente nos ha hablado de fiv como unica opcion,porque intentar IA es perder tiempo y dinero.Nuestra contestacion ha sido que seguimo para adelante y a intentarlo por fiv.Ahora mismo me surjen miles de cosas..no se si sera por la situacion,que no me siento motivada, y tampoco me he planteado cuando empezar.Se que va ha ser muy duro y tengo que estar preparada para todo lo que esta por venir,y ser consciente de que algo puede fallar. Mi marido ahora mismo se encuentra bajiiisimo de moral,porque no se imaginaba estos resultados,y la verdad que yo tampoco. Agradeceria que me contarais vuestra experiencia y como prepararse para estar lo mejor posible.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola bombón! Para esto no estamos nadie preparado. En nuestro caso es al revés, como tu ya sabes, son mis óvulos los que no dan la talla...pero de un modo u otro, e independientemente de quien tenga el problemilla, afecta a la pareja como es lógico y normal.

    En nuestro caso, tuvimos el momento shock al principio. Cuando nos dijeron que teníamos que iniciar un tratamiento de fertilidad si queríamos ser padres. No nos lo podíamos creer. Lloramos, maldecimos y le declaramos la guerra al mundo mundial...y pasados unos días, nos sentamos y decidimos tirar para adelante y hacer caso a los médicos. Una vez lo tienes claro, vuelve la ilusión y la esperanza.

    En el primer tratamiento todo es nuevo. Las pastillas, los pinchazos, el control folicular a través de ecografías, la punción ovárica, la transferencia embrionaria,...mi marido no lo pasó nada bien. Decía que le gustaría haber podido hacer más, repartir la carga del tratamiento mejor pero eso, claro, es imposible. Él se ponía malo cada vez que me veia pincharme...al final se acostumbró.

    El resto del tratamiento lo llevamos bastante bien a nivel emocional. El día de la transferencia embrionaria es muy chulo, ya lo veréis. Ves a través del monitor como depositan en tu útero el embrioncito. Salimos del hospital pensando que ya éramos papás. Y vivimos la betaespera relativamente tranquilos. Mi marido convencido de que todo iba bien.

    Cuando nos dieron el resultado negativo de la beta y el diagnóstico claro para Ovodonacion se nos vino el mundo encima pero Susana, si algo ha tenido para mi todo esto, es que nos ha unido a mi marido y a mi mucho más.

    El resto de la historia ya la sabes por el blog...es importante que os apoyeis mucho el uno en el otro. Habrá días de bajón pero también habrá momentos muy buenos. Sed muy fuertes y enfocarlo con mucha ilusión. Vais en busca de vuestro bebé y eso merece lo mejor de cada uno de vosotros.

    Lo vais a conseguir guapa. No sé si con esto te he ayudado. Si tienes twitter podemos quedar un día y hablar en tiempo casi real por mensaje privado. Me encontrarás como @OvoInesita o si lo prefieres por mail, o por aquí, como tu prefieras guapa.

    Un abrazo muy muy fuerte!

    ResponderEliminar
  10. Muchiisimas gracias Ines por tu apoyo,por las palabras tan alentadores....eres un angel!!!!...Ahora estoy un poquito mas tranquila.Como te comente hace poquito,mi madre ya sabia algo,que habia algun problemilla pero q se veria si mejoraba con el tratamiento.Hoy estoy en casa con mis padres y rompi a llorar.Mi padre m conoce tannn bien,que sabe que algo m pasa.Fue verme y decirme...que pasa Susana,te veo muy blanca y la cara muy tristona.En ese momento no le dije nada,solo que estaba resfriada.
    Ya hable con mi marido de que queria hablar con mis padres a solas,asi que esta tarde tuve la oportunidad y lo hable.Tengo unos padres maravillososs y que orgullosa estoy de tenerlos,porque ellos apoyan el paso que quiero dar,me entienden y me quieren ver feliz.Mi padre estaba super contento,me dijo que ya tenia ganas de un nieto!!!.He decidido tomarme unos meses de relax y se acerca las navidades.Mi trabajo es estresante en ese tiempo y quiero esta tranquila.Empezaria seguramente en Febrero,asi tb me da tiempo a ahorrar un poquito.Mis padres quieren pagarme la primera pero es bueno tener un dinero ahorrado por lo que pueda pasar.
    No tengo twitter,tengo facebook,whatsapp y correo.Si te apetece podemos pasarnos ls numeros por correo y hablar por whatsapp.
    Otra cosita..Como te ha ido el libro???
    Ya me cuentas
    Mill gracias!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho de que ya estés más tranquila Susana. Eres muy afortunada de tener una familia que te escucha y que te apoya. Ésa es una fortaleza muy muy grande.

      Tomarse unos meses de relax es una buena decisión. Nosotros hicimos lo mismo. Así podéis tomar perspectiva de todo, asimilarlo, recargar energías y emprender la lucha fuertes e ilusionados.

      Te voy a mandar un mail ahora mandándote mi número de teléfono y así whassapeamos ¿vale? jajajajaja

      El libro lo voy leyendo a ratitos, estoy en ello aún. Tiene cosillas interesantes. Mil gracias de nuevo.

      Un besito!

      Eliminar
  11. Hola chicas, he leido todos vuestros comentarios y me pregunto, después de 2 años, que es de vuestras vidas, habéis tenido vuestros bebes??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Bichillo! Yo tengo una nena preciosa de 3 meses. Paula Esperanzada, Meri y A través de la luna también lograron su sueño de ser mamás. Y Valeska está embarazada de su segundo bebé.

      Gracias por interesarte!

      Eliminar
  12. Chicas gracias por sus comentarios estoy por comenzar el segundo Icsi y me resisto a compartirlo en el trabajo, besos

    ResponderEliminar