domingo, 14 de agosto de 2016

Baby Blues. Los primeros días en casa tras el parto.

Si comienzas a leer este post esperando encontrar una versión romántica y amable del post parto, deja de leer. No sigas. Stop!
Si consideras que por tener problemas de infertilidad te puedes librar de los llamados Baby Blues, estás muy equivocada. Porque no siempre es así.

Qué son los Baby Blues? Después de dar a luz, durante las primeras semanas de recién mamá, nos pueden asaltar, sin motivo aparente, sentimientos de tristeza, ganas de llorar y llantinas repentinas, ansiedad o irritabilidad y muy mal humor. Entre sus posibles causas están los cambios hormonales, la falta de sueño, el agotamiento arrastrado tras el parto y las molestias del post parto, la pérdida de tiempo para una misma y para la pareja...

En mi caso, si algo protagonizó estos días fue el constante sentimiento de culpa. Si,si. CULPA. No me sentía con derecho alguno a quejarme de nada después del camino recorrido hasta tener a nuestra Gladiadora en brazos. Por tanto, sufrí mis Baby Blues, las primeras semanas de mi post parto, en silencio y con resignación. Por suerte, gracias a un libro de Lucía Galán "Lo mejor de nuestras vidas" - Lucía, mi Pediatra., y que leía muchas veces mientras le daba el pecho a nuestra pequeña, comprendí que lo que me estaba sucediendo era completamente NORMAL.

Creo que me centré tanto durante tres largos años en lograr el embarazo y después en que todo fuera bien en el transcurso de éste que nunca pensé más allá.

Nunca imaginé que echaría de menos a mi marido a pesar de estar las dos primeras semanas tras el parto metidos en casa ambos con Gladiadorcita. Hechaba de menos esa facilidad y accesibilidad para estar un rato abrazados, conversando o, simplemente, dando un paseo con nuestro peludo. Quizás me sentía así porque hemos sido siempre un poco pareja - lapa jajajajaja. Nuestra hija pasó a ocupar toda mi atención durante las 24 horas. Desde sus primeros días demandaba comer cada hora u hora y media, a lo sumo dos. Tanto de día como de noche. A una lactancia materna exclusiva aún no del todo instaurada con grietas en los pezones que dolían a rabiar, se sumó la falta de sueño y descanso causada por las frecuentes tomas, las molestias de los puntos, las almorranas (si, si, también tuve), el que echaba de menos mi barriguita de embarazada y la preocupación y ansiedad que genera tener a una bebé que nace con un peso muy justito.

Cada vez que miraba a mi hija no podía evitar pensar si lo haría bien, si saldría adelante, si mi leche le alimentaría lo suficiente, si daría la talla como madre,...Cuando me quise dar cuenta, me soprendí un día sentada en la taza del inodoro llorando. Asustada. Mi marido me consolaba diciendo que había hablado con compañeros suyos y que casi todos le habían dicho lo mismo: "el primer mes es el más duro, luego todo cambia".

Pero... Por qué? Si ya teníamos a nuestra pequeña, si ya era mamá, si ya teníamos a nuestro trocito de cielo y sueño hecho realidad en casa,... Por qué no estaba eufórica y rebosante de felicidad? Por qué lloraba?. Me sentía inmensamente CULPABLE por sentirme así. Pero amigas mías, así son los Baby Blues. Una auténtica revolución hormonal en un cuerpo que recientemente ha dado a luz.

Lo bueno de los Baby Blues es que tal y como vienen, se van. En mi caso duraron un par de semanas. Eso, suele ser más o menos lo normal. Si se alargan más es conveniente acudir a tu médico para descartar o prevenir un principio de depresión post parto.

Aquellos días pasaron. Y según vas adquiriendo seguridad como mamá y tu bebé va aumentando de peso, los temores van mitigando y se abre paso una etapa absolutamente maravillosa. Yo muchas veces le digo a mi pequeña "Ésta es nuestra particular luna de miel porque nunca volveremos a estar tan juntitas como lo estamos durante estos meses" y por eso hay que disfrutar mucho la primera crianza. Los primeros meses. Porque, de verdad, el tiempo vuela y los primeros meses son muy bonitos. Duros en algunas ocasiones, de acuerdo. Pero inmensos, grandes, preciosos.
 



12 comentarios:

  1. ¿Nuevo nombre y nueva foto? Sé que ha sido duro amiga, pero ya te dije el otro día que lo estás haciendo fenomenal y que mi sobri no puede estar teniendo mejor mamá... No había oído hablar de los babys blues, me lo apunto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nuevo nombre y nueva foto por seguridad, por preservar la intimidad de Gladiadorcita ;-) no será la primera ni la última vez que haga cambios...

      Muchas gracias por tus palabras guapa.

      Un besito.

      Eliminar
  2. Que mano más bonita <3

    Yo te voy a seguir llamando Inesita xD

    A mi es que el wmbaraz

    ResponderEliminar
  3. A mi es que el embarazo y posparto no me molan nada, ojalá los niños nacieran de un capullo.

    Las hormonas son lo peor.

    Besos, flor

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto guapa! Seré Inesita siempre jajajaja pero recientemente, por motivos de seguridad, me he visto obligada a hacer algunos cambios...

      Las hormonas si que son muy traicioneras si...

      Un besazo.

      Eliminar
  4. Vuelan. Doy fe de que vuelan :'). Yo no sufrí baby blues pero mis amigas si y son toda una revolución. Lo que si me dio fue como una revolución hormonal de felicidad anómala. Vamos, que parecía que andaba dopada por la vida :/... Ahora que ya se me va pasando voy viendo nuestra nueva vida con otros ojos, otro prisma. Más real. Y lo disfruto. Si.

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Hobbita! Qué bueno ese subidon hormonal de buen rollo ;-)

      Un besito.

      Eliminar
  5. Te entiendo la mia hace 8 meses en 9 dias y a veces tengo bajoncillo porque es duro (a mi como salio todo tan bien y ella tan tranquila me tenia mal acostumbrada pero al hacer los 6........buf). Son cosas normales pero valen la pena y tanto que si!

    ResponderEliminar
  6. Yo lloré, mucho, pero creo que se me juntó el babyblues yl agobio y el sentimiento de culpa de que no le daba todo lo que se merecía cada una de ellas.

    Es verdad, tan verdad! Que el tiempo pasa rapidísimo! Hoy tenía aMaria entre mis brazos y bromeaba con ella diciéndole que era como cuando era bebé....a mi me pareció apenas meses y ya casi cumplen dos años!

    Disfruta de estos días de bebé, si un día es duro el siguiente será mejor. Esa gladiadora tiene mucha suerte de teneros como papis!

    Ya sabes que cualquier cosa tienes mi email.

    Besos!!!

    ResponderEliminar
  7. Yo con Renacuajo sí tuve un poco de baby blues, aunque ahora con Ranita no me ha pasado. No te culpes, no te agobies y perdónatelo todo. Poco a poco, os iréis acostumbrando la una a la otra, las hormonas se irán calmando y todo cambiará a mejor, como creo que ya has ido viendo. Pero es bueno hacer visible esto, que la gente sepa que por mucho que deseen ser mamás, por mucho que les cueste, puede pasar y no pasa nada, es algo normal y transitorio. Espero tu próxima entrada contándonos maravillas de tu maternidad y de la Gladiadora. Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Puff yo lo estoy pasando en pleno embarazo. Estuve de baja 4 meses con el sentimiento de culpa de una depresión preparto grandisima. Ya estoy en ayuda y mejor; esperando y rogando a dios que pará cuando nazca mi pequeña se vayan ido los miedos. Mi marido a tenido una paciencia de impresionante. Todo fue por tenerlo tan, tan , tan oculto, que le empecé a rechazar; hasta que un día mi sipcologa me dijo que lo hablará con mis amig@s que no había echó nada malo. Me sentía un bicho. Creo que todo vino a raíz de mis 4 abortos. Así que ánimo cielo; si yo voy saliendo tu también. Odio el tabú que hay sobre este tema.

    ResponderEliminar
  9. Creo que yo tambien paso por el baby blues pero en el embarazo...estoy de 7 semanas por ovo donación, en reposo desde el principio y con varios sustos en el cuerpo por manchados..sé que deberia estar contentísima por haber conseguido el embarazo despues de un ectopico, dos fiv nulas y una ovo nula también.

    Se que es lo queria pero estaba tan hecha a la idea de que no iba a salir bien, que mi mente no ha asimilado aun que el embarazo vaya bien (exceptuando esos manchados ) y no quiero hacerme ilusiones para que en cualquier momento se vaya..

    Asi que en vez de estar feliz estoy asustada..algo triste y muy pesimista..

    El estar en casa y tener tanto tiempo para pensar no es bueno. ..porque creo que no seria buena madre...tengo tantos miedos. ..miedo al embarazo...a que salga con alguna anomalia..a la epidural..al parto....diosss todo me da miedo...

    Me alegro mucho Inesita de que tu gladiadora sea fuerte y comilona ...tiene mucha suerte de teneros como papis...

    Un besazo

    ResponderEliminar